Overblog Seguir este blog
Administration Create my blog

Edith Södergran - El triunfo de ser...

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

El triunfo de ser ...

 

                           (De "Lira Septembrina", 1919)

 

¿Qué temo yo? Soy parte de la infinitud.

Parte soy de la gran fuerza del todo,

un mundo solitario dentro de millones de mundos,

una estrela de primera magnitud, la última en extinguirse.

¡Triunfo de vivir, triunfo de respirar, triunfo de ser!

Triunfo de sentir el tiempo, frío como el hielo,

discurriendo por mis venas,

y de oir el silencioso río de la noche,

de erguirme sobre la montaña bajo el sol.

 

Tiempo: gran transformador, gran destructor, tiempo:

  mago,

¿vienes acaso con nuevas intrigas, con mil astucias, para

ofrecerme existencia

como un poco de siemente, como una serpiente enroscada,

como un peñasco en medio del mar?

¡Tiempo: asesino, aléjate de mí!

El sol me llena el pecho de dulce miel hasta el mismo

borde,

y me dice: las estrellas acabarán apagándose, pero siempre

  lucen sin miedo.

 

                                                     Edith Södergran (1892-1923)

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Gustavo TISOCCO - Las edades de la mujer y la muerte

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

Las edades de la mujer y la muert e

                                                De una pintura de Hans Baldung Grien

 

                                                          (Del libro "Pintapoemas")

 

Intersección entre el sol y la noche

tú, joven e intrépida,

devoras la fruta.

 

La oscuridad

en el reloj de arena

que invertido te llama,

no te asusta.

 

El resplandor dorado

te protege,

hasta que cae tu vestido,

anunciando la bruma

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

JORGE LUIS ESTRELLA - AGUARDAN-

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

AGUARDAN

                  (Menú Ejecutivo, Ediciones Muestrario, 2009)

 

Pasillo de por medio la muerte aguarda,

la vida aguarda,

también aguardan sin despeinarse

el aletazo, el aburrimiento.

Espero el gran llamado de la selva

pero me llama el terreno baldío.

La muerte aguarda, la vida aguarda,

yo aguardo,

no sé qué sigo aguardando.

Belgrano me mira desde el billete de diez

y me dice "cuidame, que soy el último".

El hambre aguarda, la pena aguarda,

el hospital se viste para no dormir,

me llaman el páramo insondable,

la página en blanco,

la inmensidad cósmica,

el mínimo insecto.

Pasillo de por medio

alguien mata a alguien,

el nicho aguarda el muerto,

la cárcel al que lo mató

o la eterna impunidad.

Dios aguarda el muerto

o la eterna nada.

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Vicente HUIDOBRO - La poesía es un atentado celeste -

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

Gracias a Lucio Madariaga -Facebook- que nos trajo la presencia del "Manifiesto" de Huidobro, comparto ahora:

 

 

LA POESIA ES UN ATENTADO CELESTE

           

                                                                                           (Ultimos poemas,1948)

 

Yo estoy ausente pero en el fondo de esta ausencia
Hay la espera de mí mismo
Y esta espera es otro modo de presencia
La espera de mi retorno
Yo estoy en otros objetos
Ando en viaje dando un poco de mi vida
A ciertos árboles y a ciertas piedras
Que me han esperado muchos años

Se cansaron de esperarme y se sentaron

Yo no estoy y estoy
Estoy ausente y estoy presente en estado de espera
Ellos querrían mi lenguaje para expresarse
Y yo querría el de ellos para expresarlos
He aquí el equívoco el atroz equívoco

Angustioso lamentable
Me voy adentrando en estas plantas
Voy dejando mis ropas
Se me van cayendo las carnes
Y mi esqueleto se va revistiendo de cortezas
Me estoy haciendo árbol Cuántas cosas me he ido convirtiendo en
                                                                                    [otras  cosas...
Es doloroso y lleno de ternura

Podría dar un grito pero se espantaría la transubstanciación
Hay que guardar silencio Esperar en silencio

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

JORGE MADRAZO - Si en la sucesión de las fotos

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

 Si en la sucesión de las fotos  
   
 si en lo trivial -y confuso-   
 te guiña cierto indicio   
 y tu dedo inquisidor se detiene  
 igual que en un film cuando   
 habráse ido o dormido en su silla  
 el operador, y a la vista del fotograma inmóvil,   
 con regocijo al comienzo, con ira más   
 luego -el operador se ha ido o dormido-   
 a patalear   
 el público comience pues   
 se haya ido o dormido aquel operador,   
 así, al caer las hojas del pesado álbum   
 por años olvidado en la gaveta   
 abierto el cofre del recuerdo   
 (magma de imágenes  
  manchadas):  
 esa muchacha cuyos ojos   
 tiemblan.  
     
 Moverás  
 en el aire del verano la foto,   
 indagarás su nombre de mujer  
  hoy sepultado   
 a cuatro palmos bajo el suelo.  
  Puede la muchacha lucir un flequillo,   
 corre ella por el prado y   
 siéntase a mirarte; el café revuelve   
 humeante.  
  Al reir: la punta de la lengua.  
  Los ojos, espiando al sesgo, dejan ver   
 el borde de dorada   
 pupila   
 Ojos de ella para ser mirados, los miras   
 sabiendo   
 que hay aquí un feroz  
 malentendido   
 (pudiste haberla amado, tomar   
 su mano a la luz del   
 atardecer)  
 Va ella y viene sobre su bicicleta:   
 ágil rodilla, falda voladora.   
 y mirar juntos el álbum de tapas de  
  cartón   
 pesadas como el tiempo. 
  Mirar el mirar de la muchacha, frágil   
 como el tiempo  
  Mirar a ella que viene y va sobre   
 la muerta bicicleta.  
  Mirar el tiempo:   
 su aguja de oscuro  
  destejer.  

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

EDUARDO ROMANO - El rescate -

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

EL RESCATE

                               (Algunas vidas, ciertos amores)
 

Quiero que arrojes ese cansancio

y vuelvas al mar, o por lo menos, a las costas.

Allí te regalaremos el sol que perdiste

largas noches desbocada

entre canciones sucias, amores baratos.

Quiero  que seas nuevamente madera

como en los tiempos apenas calculables

de nuestros primeros encuentros:

tus vestidos color de carcajada, tu pelo

taciturno, tus manías, los paseos

al centro del placer  y del olvido.

Quiero llevarte en mi cabeza viajera

los pocos años sólidos que restan.

A mi manera tendrás buenos paisajes,

el jardín necesita ternura

yo necesito, bajo mi cuerpo, tu jardín.

Vamos,prepara las valijas,una sonrisa

y un abrigo de lana para asomarnos, por las noches,

al cielo fragante de nuestro mismo pueblo

que pasa, mansamente, sin mirar hacia atrás

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Enrique BOSSERO - Poema diecisiete -

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

Poema diecisiete

                                   ("Continuidad de la inocencia")

 

Mi mano sabe de ti más que mis ojos

serpiente desconcertada que se envuelve en tu geografía

sin la avaricia de postergar otras sublimidades.

Fácil es amarte después de medir tu cuerpo

de hallar en su transcurso el escondite

donde habrán de desbordar tus poros

sobre los míos calladamente hambrunos.

A veces mi mano intenta rectificarte

para adivinar el espasmo de tus sentidos

la exageración de tus ojos

pero todo se concentra en el límite de tus extremos

y entonces pareces tan blanda como las nubes y el silencio

ese silencio que apuesta una carta con corazones

mientas yo busco los tuyos y tu cuerpo

se queda latiendo hasta en la prisión de los anillos.

La noche desmiente a los espejos

y es verdad porque son mis ojos los que ahora te reflejan.

Si un día mis manos te olvidaran

yo no sabría qué hacer para empezar a amarte.

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Norma PADRA - LAPIDACION -

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

LAPIDACIÓN

   (Dedicado a Peré Bessó)

La máscara del miedo
espanta
el salvaje viaje
por el vientre de la tierra
calcinada.
Líneas sinuosas dibujadas
por lavas agrietadas.
El hombre horada los surcos
cava grutas
descifrando en la oscuridad
la piedra que lo embriaga.
Lapidación.
Caras de clivaje
fragmentos de cristal
en sus manos
está el diamante
escondido
que acepta su derrota.

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

David A. SORBILLE - DIFUSIÓN -

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

 DIFUSION

a Silvia

(de “Las Huellas del Silencio”, Ed. 3+1, 1999)

 

La vida renace en el momento de la pena

los recuerdos se desnudan impiadosos

la memoria denuncia el sacrilegio del olvido

 las huellas se alimentan del silencio

la justicia clama otra vez en el desierto

 las palabras se nutren de obligadas ausencias

 la historia acecha entre promesas y traiciones

 en el estéril simulacro de banderas perdidas

 y sin embargo el asombro y tu perfume

 el tiempo errante y las nubes de otoño

 la poesía que llena tus manos de ilusiones

 el mundo en tu rostro de maravilla luciente

 la esperanza en el umbral de nuestro hallazgo

 los caminos que se abren sin fantasmas

 el alba encendida en tus ojos

 nuestros hijos como semillas definitivas

 y el amor sin pausas ni abismos

 como albores de un sueño infinito

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

PADRE (Mis poemas)

Publicado en por El blog de AMALIA M. ABARIA

Escribí este poema un tiempo después de la muerte de mi padre  (Alfredo A.C. Abaria, 1992), en su memoria.

 Hoy lo publico aquí para hacer extensivo el homenaje a todos aquellos padres que ya no están, pero siguen permaneciendo en nuestros recuerdos y en nuestro corazón.  

 

 

PADRE

 

         ("Caminos", Botella al Mar, 2009)

 

Ha llegado la muerte y te ha bendecido

con su ternura de palacio muerto.

 

También las flores lloran ,

lloran penas clavadas en la finitud de los párpados que ahora callan,

lloran junto al mar que acarició tu cuerpo ahora silencioso y ausente,

mar de  embate secreto, siempre desolado,

intenso y arrojado hacia los hombres.

 

Pero aquí, en esta noche,

donde la desdicha viene y se aloja en mi corazón,

en este cielo sin futuro,

emerge tu presente o tu heredad

y miro tus manos,

y tu frente y tu rostro

más bello, más amplio, más vasto.

 

¿Dónde están , entonces, los pájaros que amabas?

¿En la cadencia de esta brisa que conduce a la nada?

¿O han ido contigo a la remota sombra?

 

¿Dónde quedarán, sino en la memoria anónima del amor,

tus recuerdos, el pasado ahora perdido, tu huella en el mundo?

 

Acaso ¿no vives todavía?

 

Por eso, si pudieras regresar sólo un instante,

si alguien interpusiera una breve pausa en tu muerte

si pudieras nada más que un momento

venir y estar aquí, a mi lado,

no sé qué haría, no lo sé.

 

Solamente Dios debe saberlo.

 

 

 

 

 

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

1 2 3 > >>