Overblog Seguir este blog
Administration Create my blog

HECTOR VILLANUEVA - LA INUNDACION -

Publicado en

HECTOR VILLANUEVA 

(Bs.As.,1918-2003)

 

imagesCAVCOG21

(*)

LA INUNDACION

 

Contra los muros de la casa el río ha movido su guerra

y la creciente puso en fuga las estrellas. Ah las

lluvias, ah la pertinaz histeria de las lluvias.

 

Los asnos del tahonero huyeron con grupos de ceniza.

La rata husmea entre brumosos camastros en viaje.

Recuerdo unos ancianos cargados con colchones y aluminio,

    mujeres

por el malecón llevando jaulas con pájaros verdes,

maderas y resacas plagando la ribera que fue del arcoris.

 

Y en la chapaleante floración transmundos de papeles

alucinadas alacenas y botellas, residuos de oraciones

o aromas de suicidio. Y el solemne pasar de los ahogados.

 

Nadad algas entre añosas fotografías. Nadad detritus

de pescados y almanaques. Nadad macerados vientres

de niños como lunas naciendo en la corriente. Ah las

lluvias. Ah la pestilente soledad de las lluvias.

Y a lo lejos el chillar de las gaviotas en los vaciaderos.

 

Después se encendieron hogueras de harapos

y tetunes y en la fiebre se entonó la melopea

de los ausentes entre los huesos del temporal.

 

Y el fuego

se movía tímidamente como esperando un vino nuevo

que vendría en el alba.

 

 (“En algún lugar del mundo”,1966, publicado en Antología

 de la Poesía Argentina, Raúl. G. Aguirre, 1979)

 

(*) La inundación de Port-Marly- Alfred Sisley

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

ISABEL LLORCA BOSCO - DESTIERRO -

Publicado en

ISABEL LLORCA BOSCO (Bs.As.)

  imagesCARV9PVB

DESTIERRO 

Va la hoja tenazmente agujereada

traspasando el espacio

y cada vez se aleja más

del gesto tierno con que la tierra la despide.

Exhausta, se sumerge en su locura

como un pez en un frasco con agua

y choca con la perpetua prisión de la intemperie.

Allá va, a lo largo del viento.

Cruje como la hoguera de un hogar cada vez más distante.

La hoja –echada y desechada– ya delira de otoño

y juega el simulacro de estar viva.

Una ráfaga la sube a la vergüenza

y queda abierta, demorada en el destierro.

Allá va, fuera de sus dominios,

al inestable asiento de las voces,

con los flancos golpeados por adversarios invisibles.;

seca, extenuada, nadando en su torpeza

y al fin a salvo a bordo de los aires.

Por las puertas del aire pasa a ser

esa flecha tirante y dolorida que no encuentra su centro,

esa estría de oro que se resbala por los charcos,

eso que cae ahora bajo la lluvia glacial de una mirada,

el trabajo de Sísifo y la ladera imperturbable,

la hoja de papel que acaban de tirar

sin haberla leído.

                                                                       Isabel Llorca Bosco

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Joaquín GIANNUZZI (Bs.As.,1924-Salta, 2004)

Publicado en

JOAQUIN O. GIANNUZZI (Bs.As.,1924-Salta,2004)

imagesCANT1LCW

 

A UN CABALLO QUE MURIO ARROLLIDADO

 

Nadie entonces supiera sobre tu cuerpo claro

tanta inmovilidad, tanta verdad en sombras,

tantas rotunda ausencia

de latidos ocultos en carne luminosa.

 

Ya estas  ahí, remoto.

Olvidando en los ojos tristemente maduros

el mundo que fue tuyo entre formas dispersas

sabiamente movibles entre luces o sombras;

porque he visto en tu muerte la serena dulzura

de lo huido contigo

entre nieblas triunfantes sobre tanta belleza.

 

Ya estoy en tu recuerdo.

Solamente tú, único, en tu curva perfecta,

llenabas todo el círculo de mis hondas miradas;

y allí estaba tu cuerpo

con armoniosa huida de vibrante columna,

y limitando erguida tu clara vida

hondo temblor de llama en tus argénteos músculos.

Entonces era el tiempo de la extensión del aire

cuando todo tu cuerpo

desataba en el trote la desnudez bravía

y en tus ligeros cascos

se adivinaba el ala mordiente del deseo,

recorriendo tus muslos,

con un ímpetu agrio de aromas montañeses.

Cuando la luz se hundía

al fondo de las cosas y su lento crepúsculo

rodaba hacia el poniente su grito derribado

yo hallaba tu retorno de la tarde vivida,

contemplando la súbita belleza

con que te detenías, tan repentinamente.

Y entonces era el sueño colgando de tus párpados

el que en ti penetraba suavemente brumoso,

derrotando en tus cascos de rumores agónicos

el cansancio del día.

No, no era tiempo aún; recién el vuelo

del temblor de la llama aprendía tu sangre;

y apenas sí la tierra conocía

la vibración profunda recorriendo tus miembros;

y el viento de tus crines aún  no descifraba

esa erguida  dureza de tu cuello enigmático.

Qué tristeza madura derramó tu caída;

y qué serenamente

se deshojó a tus plantas cual si fuera

a dormir su dolor como un anciano.

 

Nadie vio en tu caída

la curva soñolienta de la flor

que llevabas en ti.

Y qué lenta belleza te recorrió, serena,

cuando tu cuerpo todo vuelto fruto dormido

arrodilló tu absorta armonía callada.

Ya estás ahí, remoto,

a un costado del tiempo, definitivamente,

serenada amargura de un clavel derribado.

Hoy siguen los rumores en tu mundo olvidado,

la vida lanza al aire sus bermejas palomas…

pero yo estoy, lejano, clavado en tu retorno,

como una cruz, absorto, de solitaria tumba,

clavado en tu memoria –tu cuerpo arrodillado-

en ti, que ya estás muerto y huido sin recuerdos.

 

(Publicado en La Generación Poética del 40, Tomo II,  Luis Soler Cañas, ECA, 1981)

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Tomas Tranströmer- Una noche de invierno y otros -

Publicado en

imagesCAZVMCW1

 

Tomas Gösta TRANSTRÖMER (Estocolmo, 1931)

  

 

En vinternatt 

Över världen går en mer allvarlig storm.

Den sätter sin mun till vår själ

och blåser för att få ton. Vi räds

att stormen blåser oss tomma.

 

 

Den halvfärdiga himlen/  De: "El Cielo por hacer "(1962)

 

 

UNA NOCHE DE INVIERNO

 

Sobre el mundo se cierne la más grave

tormenta. Al alma allega su boca

y sopla para que escuchemos. Aconseja

la tormenta al soplar a nuestros vacíos.

 

 

  Storm

Plötsligt möter vandraren här den gamla
jätteeken, lik en förstenad älg med
milsvid krona framför septemberhavets
svartgröna fästning.

Nordlig storm. Det är i den tid när rönnbärs-
klasar mognar. Vaken i mörkret hör man
stjärnbilderna stampa i sina spiltor
högt över träden.

 

TORMENTA

 

 De pronto el viajero halla el viejo
gran roble como un alce de piedra,
ancha su copa en el castillo de cenizas
del mar de septiembre.

Tormenta del norte. Tiempo de serbales
maduros. Escucha despierto en la noche
estamparse las constelaciones
sobre la antigua madera.

 

  (Traducción: Alejandro Drewes)

ALLEGRO

 

Toco Haydn después de un día negro

y siento un sencillo calor en las manos.

Las teclas quieren. Golpean suaves martillos.

El tono es verde, vivaz y calmo.

El tono dice que hay libertad

y que alguien no paga impuesto al César.

Meto las manos en mis bolsillos Haydn

y finjo ser alguien que ve tranquilamente el mundo.

Izo la bandera Haydn -significa.

"No nos rendimos. Pero queremos paz".

La música es una casa de cristal en la ladera 

donde vuelan las piedras, 

donde las piedras ruedan.

Y ruedan las piedras y la atraviesan

pero cada ventana queda intacta.

 

De “El cielo a medio hacer”(1962), publicado en la antología 

Deshielo a mediodía(Editorial Nórdica).

Traducción: Roberto Mascaró.

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Juan L. ORTIZ - "Estos hombres..."

Publicado en

JUAN L. ORTIZ (Entre Ríos, 1896-1978)

 

juanele[1]-copia-1

 

Estos hombres

 

Estos hombres que vuelven,

sienten la gracia

de los puros espíritus

del crepúsculo?

Se diría que sí.

Parecen flotantes

fantasmas pálidos.

Los que están parados

en las puertas

frente al dulce abanico de luz última

-nobles estatuas de melancolía-

sentirán aún más

la caricia de impalpables alas extrañas?

Ah, si ciertamente fuera así,

una serena dicha fuera nuestra.

Pero aquel hombre vago sólo siente

que a la inseguridad terrible de su vida

se une la tierra negra,

que en su casa deshecha no le espera la lámpara

rodeada de risas,

sino un montón oscuro

de infantiles figuras contraídas,

y la desesperada, femenina, pregunta cotidiana.
Pero yo sé que un día verás, oh hermano mío,

                                       en el horizonte,

temblar, bajo el rocío, para ti, limpios jardines...

 

(De "El alba sube"-1933-1937-. Publicado en Antología J.L. ORTIZ,

LOSADA, Bs.As., 2010)

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Jorge CALVETTI- "De regreso del norte"- "Epitafio "

Publicado en

JORGE CALVETTI ( Jujuy, 1916-Bs.As.,2002)

images[1]-copia-3

 

De regreso del norte

 

De regreso del norte

hablando de mi casa, dijeron:

"Todo está muy bien, pero las plantas

han avanzado mucho".

Es cierto. En todas partes

las plantas,

han avanzado mucho.

En mi alma

nada queda como era,

ofrecido a la inocencia

y a la luz.

Tambien sobre los sueños

las plantas han avanzado mucho

y una enmarañada tristeza

va cubriéndonos lenta,

serena, silenciosamente.

                                       

 (Sol de muerte, 1976)

 

EPITAFIO

 

Esto es amar: hacer sufrir.

Esto es la vida: muerte.

Hoy,

esa mujer que amé

como lloraba llora en estos versos

y yo estoy muerto

¿Oh Dios, por qué, para qué todo?

 

 (Sol de muerte, 1976)

 

Ambos poemas publicados

en Antología de la Poesía Argentina, Raúl Gustavo Aguirre,

Ediciones Librerías Fausto, 1979)

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

ALEJANDRO DREWES - DE SILENTIO -

Publicado en

ALEJANDRO DREWES (Bs.As.,1963)

 

imagesCAZ4CAK2

(*)

 

 

  DE SILENTIO

 

De te fabula narratur

Søren Kierkegaard

___________________________

De ti, de nosotros

habla el Libro

y toda fábula posible

el juicio en suspenso

de una sola y tensa

gota de tiempo

 

El silencio de Dios

frente a Sara

y el arduo camino

de luz que nos llega

muy tarde a los ojos

y tan ciega la fuerza

  

Del mundo la sombra

furtiva en el espejo

móvil de unos ojos

vieras. Y en la leve

piedra buscando el hondísimo

fondo, lo eternamente otro

 

Y esa misma angustia

como el ojo insomne

del búho enfoca la presa

mudable. Pues todo ha sido

dicho eternamente

y todas las cifras

se han vuelto una

sola sombra y convergen 

       Alejandro Drewes

 

(*) "Abraham, Sarah y el Angel", Jan PROVOST

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

W.B.YEATS - Sobre un centauro negro pintado por E.Dulac

Publicado en

WILLIAM BUTLER YEATS (Irlanda, 1865-Francia,1939)

imagesCA1U1CWO

 

Sobre un centauro negro pintado por Edmund Dulac  

 

Tus cascos el negro margen del bosque han pisoteado,

justo allí donde horribles loros verdes rían y se

                                                                       hamacan.  

Mis obras están estampadas en el lodo pegajoso.

Conocí esa broma ruidosa, la conocí como cosa

                                                                       macabra.

 

Todo lo que el benéfico sol ha madurado es saludable

                                                                      alimento

y nada más; pero, habiéndome vuelto medio insano

por unas ala verdes, de una vieja momia recogí el

                                                                     trigo

en loca tiniebla abstracta, lo molí grano a grano

y luego lo cociné lentamente en un horno; pero ahora

traigo un sabroso vino de un barril encontrado

donde siete borrachos efesios dormían y nunca

                                                                    supieron,

tan sonoramente dormía, cuando murió el imperio

                                                                    de Alejandro.  

Estira tus patas y duerme un largo sueño saturnal.

Te he amado más que a mi alma por todos mis

                                                                   vocablos,

y nadie hay más apto para montar guardia y conservar

los ojos frescos sobre esos verdes y horribles pájaros.

 

(De "La Torre, 1928, publicado en ANTOLOGIA POETICA, W.B.YEATS,

Edición Bilingüe,Traducción  Delia Pasini, Edit. Losada, Bs.As.,1919)

 

 

On A Picture Of A Black Centaur

 

Your hooves have stamped at the black margin

                                                         of the wood,
Even where horrible green parrots call and swing.
My
works are all stamped down into the sultry mud.
I knew that horse-play, knew it for a murderous

                                                          thing.
What wholesome sun has ripened is wholesome food

                                                          to eat,
And that alone; yet I, being driven half insane
Because of some green wing, gathered old mummy

                                                          wheat
In the mad abstract dark and ground it grain by

                                                          grain
And after baked it slowly in an oven; but now
I bring full-flavoured wine out of a barrel found
Where seven Ephesian topers slept and never knew
When Alexander's empire passed, they slept so sound.
Stretch out your limbs and sleep a long Saturnian

                                                             sleep;
I have loved you better than my soul for all my words,
And there is none so fit to keep a watch and keep
Unwearied eyes upon those horrible green birds.

 

 

 

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Juan L. ORTIZ - De qué matiz...

Publicado en

JUAN  L. ORTIZ (Entre Ríos, 1896-1978)

 

juanele[1]-copia-1

 

DE QUÉ MATIZ...

 

¿De qué matiz

abisal ya

la dulzura quieta, quieta,

del crepúsculo? 

 

Una dulce y extraña

alma submarina,

flotante, o en las cosas como su misma íntima luz

                                                                                                  soñada...

 

Era dulce también  estar en ella, ser parte de ella, ser

                                                                                                 de ella...

 

La inseguridad oscura, los ranchos, al regreso.

La niña en el camino, triste, tras la vaca melancólica.

 

La vida que se agazapa, dura, e indiferente, sin  culpas.

 

La vida cruel, la crueldad que debe imponerse en la

                                                                                                lucha dura.

 

La crueldad, los gestos duros  y sangrientos.

 

El alma del cielo se azulaba ahora nocturnamente.

 

La cueldad. ¿Pero nos volveremos del lado del cielo?

y deberemos perdernos en él por siempre

para no saber más de la crueldad?

 

Oh, no. No es del amor eso, y esperemos,

sonrientes por encima de todo, sonrientes,

y prontos a la obra paciente, a la humilde obra

                                                                                             paciente.

 

Seremos en la participación, en la "terrible

                                                                                            participación".

 

Entre las desgarraduras y las llagas y la sangre

                                               inocente y las súplicas angustiosas,

traspasados pero atentos, con la honda fe libre

                                              aunque algunas veces ella nos duela...

 

  (De "La mano infinita"-1951-, publicado en "Antología J.L.ORTIZ", Losada, Bs.As., 2010)

                                                                                    

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0

Alberto GIRRI - LOS MONOS -

Publicado en

ALBERTO GIRRI  (Bs.As.,1919-1991)

 

 imagesCAAKQTWI

(*)

 

LOS MONOS  

 

SEA COMO FUERE,

la provocativa fuerza,

la libertad

que manejábamos a nuestro antojo

para chillar, formar parejas,

y aun para dejarnos crucificar

como víctimas expiatorias,

ya carece de objeto,

y sobre las demás especies,

sobre nuestras narices aplasatadas,

las duras garras,

los pies prensiles,

con gran honor elevamos

al que nos destrona y sucede,

amo comprensivo, guardían astuto

ayudando con fuego, insultos, grilletes,

a que nuestra naturaleza de bestias

relativamente salvajes y crueles,

relativamente adaptables y sensibles,

pierda la desconfianza, perciba

cómo podemos mejorar y evitar

que las diferencias se agranden

si pese a no construir nidos,

no ser industriosos,

no poseer un vocabulario que nombre

las furias celestiales

y las variedades terrenas,

captamos

la apasionada vocación humana

por intercambios y ofrendas,

y algo

de su arte revelador de armonías,

algo de lo que en sus mitos

signifique afecto.

Y qué más promisorio

que esta jaula, este ensajo

de imitación y acercamiento

suplantando la mascarada de la selva;

lo aceptamos

tras haber venido de tan lejos

a esperar la fatal vejez del hombre

y que de sus grandes sueños caigan

las generosidades y arrogancias,

ay, todo nuestro tiempo

destinado

a que antes de extinguirse

ese refinado moribundo

nos reconozca,

nos mire como en un espejo.

 

   (De "Propiedades de la magia", 1959, publicado en POEMAS ELEGIDOS, Alberto Girri, Editorial LOSADA, S.A.., Bs.As,1965)

 

 (*) Pareja de monos, 1562, Pieter Brueghel El Viejo

Etiquetado en POESIA

Compartir este post

Repost 0